¿Cómo estimar tu propiedad en caso de divorcio?

Cuando se produce un divorcio en el seno de una pareja, existe la necesidad directa de «resolver» o liquidar el régimen matrimonial de los cónyuges. En cuanto a los bienes inmuebles en particular, las parejas deben optar por una separación de estas propiedades. Esta separación puede efectuarse verbalmente tras acuerdo o por escrito mediante un acto privado o una escritura notarial.

¿Cómo funciona la estimación de la casa en caso de divorcio?

Antes de empezar a estimar el valor que se le atribuirá a la vivienda de la pareja divorciada, el experto deberá realizar un análisis de la situación de la pareja y de la propiedad. Para ello, los ex cónyuges deberán presentar pruebas de gastos y adquisiciones relacionados con los bienes de que se trate. Esto permitirá al notario verificar que la vivienda ha sido adquirida por los cónyuges durante su unión. Teniendo en cuenta el contrato matrimonial en virtud del régimen de comunidad de bienes o de separación de la propiedad intervendrá durante el divorcio y especialmente durante la venta de bienes inmuebles.

Leer además : Cómo elegir los cierres de tu casa

Para ello, la experiencia de la propiedad se hará enumerando en detalle las ventajas y desventajas de la misma, su entorno cercano, su situación social, infraestructura cercana, tiendas cercanas y otros criterios que influirán en el precio de la vivienda. A continuación, el experto pasará al siguiente paso, que es la consulta de sus bases de datos, para conocer los precios fijados en la región durante el mismo período y para productos similares. Finalmente, establecerá un análisis comparativo de la propiedad en cuestión con las demás propiedades en venta en el mercado inmobiliario de la región.

No confunda la valoración con la experiencia inmobiliaria

Es importante no confundir la valoración con la experiencia inmobiliaria en el proceso de venta de la propiedad en caso de divorcio de la pareja.

También se puede descubrir : Legado inmobiliario: 2 consejos para que te sientas como en casa

  • La evaluación bienes raíces es definir el precio más «justo» para vender la propiedad lo antes posible y al mejor precio. Realizado por un agente inmobiliario o un notario, la estimación tiene la única ventaja de la rapidez a un precio justo. A través de un agente inmobiliario, los honorarios de agencia suelen añadirse además.
  • La experiencia consiste en evaluar el valor de mercado, con el fin de calcular el impuesto de sucesiones o el impuesto de solidaridad sobre el patrimonio, o su valor de alquiler, de acuerdo con los parámetros financieros, técnicos y legales de la situación. Solo un experto podrá determinar correctamente el valor de la propiedad.

ARTÍCULOS RELACIONADOS